jueves, 26 de noviembre de 2009

Perdido sin ti



Quédate cada noche
Y sueñame en la luna
Amame por las calles
Perdidas de mi vida
Bésame poco a poco
No sea que me muera
Vive con este loco
Perdido que te quire.

Si me hace falta tu presencia
Yo me pierdo buscándote
Cierro mi vida, cierro para mí
El libro blanco de mi vida
El libro blanco de mi vida.

Perdido sin ti
No me dejes solo Sin ti.

Quédate en mi casa I love you
Sin ti me falta todo I need you
Sin ti no queda nada.

Estoy perdido
No me dejes solo
Sin ti
Quédate en mi casa
No te vayas Sin ti me falta todo
Esperate Sin ti no queda nada

Amor Quedate Amor
Quédate Toda la vida
Quédate Perdido sin ti.

Guárdate en mi memoria
Y escóndete en mis brazos
Métete por los poros
Abiertos de mi herida
Mírame desde cerca
Y mátame si quieres
Pero no me abandones
Al viento de mi herida.

Si me falta tu presencia
Yo me pierdo buscándote.
Cierro mi vida, cierro para mí
El libro blanco de mi vida
El libro blanco de mi vida.

Tu recuerdo



Tu recuerdo sigue aquí
como un aguacero
rompe fuerte sobre mí
Ay, pero a fuego lento
quema y moja por igual
ya no sé lo que pensar
si tu recuerdo me hace bien o me hace mal.

Un beso gris, un beso blanco
todo depende del lugar
que yo me fui eso está claro,
pero tu recuerdo no se va
siento tus labios en las noches de verano
ahí están cuidándome mi soledad,
pero a veces me quieren matar.

Tu recuerdo sigue aquí
como un aguacero
rompe fuerte sobre mí
ay, pero a fuego lento
quema y moja por igual
y ya no sé lo que pensar
si tu recuerdo me hace bien o me hace mal.

A veces gris, a veces blanco
todo depende del lugar
que tú te fuiste eso es pasado
sé que te tengo que olvidar,
pero yo le puse una velita a to' mis santos
ahí está pa' que pienses mucho en mí
no dejes de pensar en mí.

Tu recuerdo sigue aquí
como un aguacero
ay rompe fuerte sobre mí
ay, pero a fuego lento
quema y moja por igual
y ya no sé lo que pensar
si tu recuerdo me hace bien o me hace mal.

Pensa en mí
es antídoto y veneno al corazón
piensa bien
quema y que moja
que viene y va
tú dónde estás
atrapado entre los versos y el adiós.

Tu recuerdo sigue aquí
como aguacero de mayo
rompe fuerte sobre mí
y cae tan fuerte que hasta
me quema hasta la piel
quema y moja por igual
y ya no sé lo que pensar
si tu recuerdo me hace bien o me hace mal.


Tu recuerdo sigue aquí
leirolai lerolelo ooo
rompe fuete sobre mí
pero que rompe, rompe el corazón
quema y moja por igual
sé que te tengo que olvidar
si tu recuerdo me hace bien o me hace mal.

miércoles, 18 de noviembre de 2009

Membra Jesu Nostri



Dieterich Buxtehude, 1637 - 1707.

Schola Cantorum Basiliensis.

Maria Cristina Kiehr: soprano.
Rosa Dominguez: soprano.
Andreas Scholl: alto.
Gerd Türk: tenor.
Ulrich Messthaler: bass.

Conducted by René Jacobs.


II. Ad Genua.

"Ad ubera portabimini,
et super genua blandicentur vobis."

Salve Jesu, rex sanctorum,
spes votiva peccatorum,
crucis ligno tanquam reus,
pendens homoverus deus,
caducis nutans genibus.

Quid sum tibi responsurus,
actu vilis corde durus?
Quid rependam amatori,
qui elegit pro me mori,
ne dupla morte morerer.

Ut te quaeram mente pura,
sit haec mea prima cura,
non est labor et gravabor,
sed sanabor et mundabor,
cum te complexus fuero.

"Ad ubera portabimini,
et super genua blandicentur vobis."


Membra Jesu Nostri (Español: Los miembros de nuestro señor Jesús), BuxWV 75, es un ciclo de siete cantatas compuestas por Dietrich Buxtehude en 1680 y dedicado a Gustav Düben. La letra, Salve mundi salutare —también conocida como Rhythmica oratio— es un poema atribuido a San Bernardo de Claraval (1153) o bien a Arnulfo de Lovaina (1250), ambos de la orden cisterciense. Cada una de las siete partes en que se divide está dedicada a una parte del cuerpo crucificado de Jesucristo: pies, rodillas, manos, costado, pecho, corazón y cabeza.


martes, 17 de noviembre de 2009

Come again, sweet love.



Come again,
sweet love doth now invite,
thy graces that refrain
to do me due delight.
To see, to hear,
to touch, to kiss,
to die with thee again
in sweetest sympathy.

Come again,
that I may cease to mourn
through thy unkind disdain
for now left and forlorn.
I sit, I sigh,
I weep, I faint,
I die, in deadly pain
and endless misery.

Gentle love,
draw forth thy wounding dart:
Thou canst not pierce her heart;
For I that do approve.
By sighs and tears
more hot than are
thy shafts, did tempt while she
for scanty tryumphs laughs.

......................................................

Vuelve otra vez,
el dulce amor nos invita
tus encantos que se repiten
me producen placer
Para ver, oir, tocar,
besar y morir
contigo otra vez
en la más dulce simpatía.

Vuelve otra vez,
para que cese mi duelo
a través de tu desdén
ya (abandonado) y perdido
Me siento, suspiro,
lloro, me desmayo y muero
en dolorosa muerte
y en infinita miseria.

Gentil Amor,
lanza tu dardo punzante,
porque no podrás perforar su corazón,
esto yo lo apruebo.
He sido tentado por suspiros y lágrimas
más calientes que sus entrañas,
mientras ella ríe triunfante.

Angel



Spend all your time waiting
For that second chance
For a break that would make it okay
There's always one reason
To feel not good enough
And it's hard at the end of the day
I need some distraction
Oh beautiful release
Memory seeps from my veins
Let me be empty
And weightless and maybe
I'll find some peace tonight.

In the arms of an angel
Fly away from here
From this dark cold hotel room
And the endlessness that you fear
You are pulled from the wreckage
Of your silent reverie
You're in the arms of the angel
May you find some comfort there.

So tired of the straight line
And everywhere you turn
There's vultures and thieves at your back
And the storm keeps on twisting
You keep on building the lie
That you make up for all that you lack
It don't make no difference
Escaping one last time
It's easier to believe in this sweet madness oh
This glorious sadness that brings me to my knees.

In the arms of an angel
Fly away from here
From this dark cold hotel room
And the endlessness that you fear
You are pulled from the wreckage
Of your silent reverie
You're in the arms of the angel
May you find some comfort there
You're in the arms of the angel
May you find some comfort here.


.................................................


Pasas todo tu tiempo esperando
Por esa segunda oportunidad
Por un comienzo que lo haría bien.
Siempre hay una razón
Para no sentirse lo suficientemente bien
Y es duro al final del día
Necesito alguna distracción
Oh, hermoso descargo
Las memorias se escurren por mis venas.
Déjame descargar
Y más liviana tal vez
Encuentre algo de paz esta noche.

En los brazos de un ángel
Me alejo volando de aquí
Desde esta fría y oscura habitación de hotel
Y lo interminable a que le temes
Has sido sacado del resto
De tu ensueño silencioso
Estás en los brazos de un ángel
Puede que encuentres algún confort allí.

Tan cansado de la línea recta
Y dondequiera que voltees
Hay buitres y ladrones a tu espalda
Y la tormenta sigue dando vueltas
Tú sigues construyendo la mentira
Que hiciste por todo lo que te falta.
No hay diferencia
Escaparse una última vez.
Es más fácil creer en esta dulce locura, oh
Esta gloriosa tristeza que viene a mis rodillas.

En los brazos de un ángel
Me alejo volando de aquí
Desde esta fría y oscura habitación de hotel
Y lo interminable a que le temes
Has sido sacado del resto
De tu ensueño silencioso:
Estás en los brazos de un ángel
Puede que encuentres algún confort allí
Estás en los brazos de un ángel
Puede que encuentres algún confort aquí.

domingo, 15 de noviembre de 2009

Flow my tears

Flow my tears, John Dowland.
Andreas Scholl, contratenor.




Flow my tears fall from your springs,
Exilde for ever: Let me morne
Where nights black bird hir sad infamy sings,
There let me live forlorne.

Downe vaine lights shine you no more,
No nights are dark enough for those
That in dispaire their last fortunes deplore,
Light doth but shame disclose.

Never may my woes be relieved,
Since pittie is fled,
And teares, and sighes, and grones
My wearie days of all joyes have deprived.

From the highest spire of contentment,
My fortune is throwne,
And feare, and griefe, and paine
For my deserts, are my hopes since hope is gone.

Hark you shadowes that in dakrnesse dwell,
Learn to contemne light,
Happy that in hell
Feele not the worlds despite.

..........................................

Fluid, lágrimas mías, brotad de vuestras fuentes.
Exiliado para siempre, lloro mi pérdida.
Allí donde el pájaro negro de la noche canta su dulce infamia,
allí podré vivir yo, triste y abandonado.

Cesad luces vanas, no brilléis más.
Ninguna noche es lo bastante negra para aquellos
que desesperados añoran sus pasadas fortunas.
La luz sólo descubre la vergüenza.

Mis penas nunca serán calmadas
porque la piedad se fue.
Y lloros, suspiros y gemidos.
Mis cansados días han quedado privados de toda alegría.

Después de la más alta vuelta de felicidad
mi fortuna ha sido precipitada
y miedo, dolor y pena son mi única esperanza
porque esperanza ya no hay.

Escuchad, sombras, pueblo de tinieblas,
aprended a despreciar la luz.
Felices, felices quienes en los infiernos
no sufren los ultrajes de este mundo.

Que John Dowland es uno de los grandes compositores ingleses de todos los tiempos y que sus canciones ocupan un lugar preferente en la historia del género vocal es algo que todos hemos leído en multitud de ocasiones. Del mismo modo, sus composiciones para laúd, más que las de otros compatriotas, gozan de una reconocida popularidad. Algunas como Lachrimae (cuyo origen parece estar en un madrigal de Marenzio) tuvieron tal aceptación que el propio Dowland llegó a hacer tres versiones de la misma obra: para láud, para voz y laúd (Flow my tears) y para conjunto de violas, que serviría de base a las variaciones para su conocida Lachrimae or Sevean Teares figured in Sevean Passionate Pavans (1604). ¡Quién se iba a imaginar que la melodía más popular de la Inglaterra isabelina sería compuesta por un convertido al catolicismo! Tal popularidad sin duda traspasó las fronteras temporales del Renacimiento para convertirse en una de las más conocidas de la historia de la música. Al margen de su copiosa y variada producción impregnada con frecuencia de un sentimiento melancólico, otros aspectos como los efectos armónicos o la riqueza cromática de sus composiciones han motivado que muchos intérpretes se hayan sentido atraídos por la música de este inglés viajero que recorrió buena parte de Europa.
 
Ignacio Deleyto Alcalá

jueves, 12 de noviembre de 2009

La hora de la partida



La hora de la partida suena cuando
cuando se oscurece el jardín y el viento pasa,
crepita el terreno y las puertas baten, cuando
la noche cada lazo desata.
La hora de la partida suena cuando
los árboles parecen inspirados
como si todo en ellos germinase.

Suena cuando en el fondo de los espejos
me es extraña y distante mi cara
y de mí se libera mi vida.

Sophia de Mello Breyner Andresen
(Porto, 6 de Novembro de 1919 — Lisboa, 2 de Julho de 2004)
Traducción de Luisa D. Camacho.

miércoles, 11 de noviembre de 2009

Once Upon A Summertime

Barbra Streisand
Je M'appelle Barbra
Once Upon A Summertime




Once upon a summertime if you recall
We stopped beside then in a flower stall
A bunch of bright forget-me-nots
Was all i let you buy me.

Once upon a summertime just like today
We laughed the happy afternoon away
And stole a kiss in every street café.

You were sweeter than the blossom on the tree
I was as proud as any girl could be
As if the major had offered me the key, the key to Paris.

Now another wintertime has come and gone
The pigeons feeding in the square have flown
But i remember when the vespers chime
You loved me once upon a summertime.

Tous les lilas, tous les lilas de mai
N'en finiront, n'en finiront jamais
De faire la fíte du coeur
Des jeunes qui s'aiment
S'aiment, s'aiment.

Now another wintertime has come and gone
The pigeons feeding in the square have flown
But i remember when the vespers chime
You loved me once upon a summertime...

martes, 10 de noviembre de 2009

Te deseo

Te deseo primero que ames,
y que amando, también seas amado.
Y que, de no ser así, seas breve en olvidar
y que después de olvidar, no guardes rencores.
Deseo, pues, que no sea así, pero que sí es,
sepas ser sin desesperar.

Te deseo también que tengas amigos,
y que, incluso malos e inconsecuentes
sean valientes y fieles, y que por lo menos
haya uno en quien confiar sin dudar

Y porque la vida es así,
te deseo también que tengas enemigos.
Ni muchos ni pocos, en la medida exacta,
para que, algunas veces, te cuestiones
tus propias certezas. Y que entre ellos,
haya por lo menos uno que sea justo,
para que no te sientas demasiado seguro

Te deseo además que seas útil,
más no insustituible.
Y que en los momentos malos,
cuando no quede más nada,
esa utilidad sea suficiente
para mantenerte en pie.

Igualmente, te deseo que seas tolerante,
no con los que se equivocan poco,
porque eso es fácil, sino con los que
se equivocan mucho e irremediablemente,
y que haciendo buen uso de esa tolerancia,
sirvas de ejemplo a otros.

Te deseo que siendo joven no
madures demasiado de prisa,
y que ya maduro, no insistas en rejuvenecer,
y que siendo viejo no te dediques al desespero.
Porque cada edad tiene su placer
y su dolor y es necesario dejar
que fluyan entre nosotros.

Te deseo de paso que seas triste.
No todo el año, sino apenas un día.
Pero que en ese día descubras
que la risa diaria es buena, que la risa
habitual es sosa y la risa constante es malsana.

Te deseo que descubras,
con urgencia máxima, por encima
y a pesar de todo, que existen,
y que te rodean, seres oprimidos,
tratados con injusticia y personas infelices.

Te deseo que acaricies un perro,
alimentes a un pájaro y oigas a un jilguero
erguir triunfante su canto matinal,
porque de esta manera,
sentirás bien por nada.

Deseo también que plantes una semilla,
por más minúscula que sea, y la
acompañes en su crecimiento,
para que descubras de cuantas vidas
está hecho un árbol.

Te deseo, además, que tengas dinero,
porque es necesario ser práctico,
Y que por lo menos una vez
por año pongas algo de ese dinero

frente a ti y digas: "Esto es mío".
sólo para que quede claro
quién es el dueño de quién.

Te deseo también que ninguno
de tus defectos muera, pero que si
muere alguno, puedas llorar
sin lamentarte y sufrir sin sentirte culpable.

Te deseo por fin que, siendo hombre,
tengas una buena mujer, y que siendo
mujer, tengas un buen hombre,
mañana y al día siguiente, y que cuando
estén exhaustos y sonrientes,
hablen sobre amor para recomenzar.

Si todas estas cosas llegaran a pasar,
no tengo más nada que desearte.

Victor Hugo

domingo, 8 de noviembre de 2009

CATcerto.

Hoy, de pronto, he echado de menos a mi gato...



Para mi picigaticholi donde quiera que esté....

jueves, 5 de noviembre de 2009

Silencio


Así como del fondo de la música
brota una nota
que mientras vibra crece y se adelgaza
hasta que en otra música enmudece,
brota del fondo del silencio
otro silencio, aguda torre, espada,
y sube y crece y nos suspende
y mientras sube caen
recuerdos, esperanzas,
las pequeñas mentiras y las grandes,
y queremos gritar y en la garganta
se desvanece el grito:
desembocamos al silencio
en donde los silencios enmudecen.

Octavio Paz, 1944

El breve espacio en que no estás



Todavía quedan restos de humedad,
sus olores llenan ya mi soledad,
en la cama su silueta se dibuja cual promesa
de llenar el breve espacio en que no está...
Todavía yo no sé si volverá,
nadie sabe, al día siguiente, lo que hará.
Rompe todos mis esquemas, no confiesa ni una pena,
no me pide nada a cambio de lo que dá.
Suele ser violenta y tierna,
no habla de uniones eternas,
mas se entrega cual si hubiera sólo un día para amar.
No comparte una reunión,
mas le gusta la canción que comprometa su pensar.
Todavía no pregunté «¿te quedarás?».
Temo mucho a la respuesta de un «jamás».
La prefiero compartida antes que vaciar mi vida,
no es perfecta
mas se acerca a lo que yo simplemente soñé...

miércoles, 4 de noviembre de 2009